29 de diciembre de 2010

La Reina del Invierno.

Hace frío. En medio del camino, el viento agita enfadado las pocas prendas que le quedan al viajero, pero él no siente nada, con la vista fija en el horizonte, frunce el ceño. No puede creer en lo que ve hasta que la tiene a dos pasos:
Es aquella mujer. Apenas recordaba sus rasgos desde la última vez que la vio, sentada al pie de una fuente en una ciudad ya olvidada. Pero era ella, sin duda. Como la última vez, habló sin pronunciar ningún sonido.
- He vuelto. Te llevaste algo ese día, en la fuente, que era mío. Vengo a recuperarlo – sus ojos de lapislázuli le mostraron como espejos, lo que se había llevado.
- Pero no sé como devolvértelo…
- Yo te enseño.
Y de improviso, fugazmente, los labios del helado viajero se entrelazaron con los cálidos rubíes de la desconocida conocida. Fue como abrir una gran puerta cerrada desde siempre, ambas conciencias se unieron, se leyeron, se examinaron hasta el más mínimo detalle hasta que, por fin, encontró lo que buscaba. Y lo tomó…
“Porque aquel día, en la fuente, intercambiaron sus nombres. Pero el suyo no era un nombre normal, su esencia estaba ligada a él, quien lo poseía, la poseía a ella eternamente… así que tenía que recuperarlo… pero no a cambio de nada. Lo hizo a cambio, no de un beso, sino del recuerdo de un beso… algo infinito que le marcaría para siempre…”
Cuando recobró la conciencia segundos más tarde, los labios de la mujer ya se habían evaporado, como el resto de su cuerpo, solo sus ojos de zafiro le miraron unos instantes más antes de desaparecer, arrastrados, mansamente, por la corriente del destino.

9 comentarios:

  1. Wow! este me ha encantado!!!!! sigue así :)

    ResponderEliminar
  2. jajajaja!! No estoy orgulloso de esta entrada precisamente... xD pero como es más o menos vacaciones... aprovecho para colgar todo lo que escribo... malo o bueno... xD

    ResponderEliminar
  3. Me gustan tu entradas, se te ve inspirado :)
    Te sigo, sígueme :D
    http://ainhoa-cherrydoll.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  4. Es muy bonito el fragmento en el que dices: "Lo hizo a cambio, no de un beso, sino del recuerdo de un beso… algo infinito que le marcaría para siempre…” Es simplemente muy poético :D

    desconocida conocida, ¿UN POCO CONTRADICTORIO, NO CREES? XD, pero lo cierto es que en el relato tiene su sentido :)
    un beso!
    sigue así, voy a leer más ;)

    ResponderEliminar
  5. Alguien nuevo por aqui!
    Buenas Ainhoa! :D La verdad es que últimamente tengo más tiempo si =P me pasaré por el tuyo a ver como es! =)
    jajajaja!! Gracias Natsue ^^ tiene su sentido siiiiiii un besito! =)

    ResponderEliminar
  6. Me gustó mucho tu blog, esta entrada es muy bonita. Me seguiré pasando, amigo.

    ResponderEliminar
  7. Hola!
    Muchas gracias! ^^ la verdad es que dentro de lo triste que suelo escribir es un paréntesis =)
    Un saludo y BIENVENIDO! :D

    ResponderEliminar
  8. Muchas Gracias!!!!!!!!!!!!!!!!!!! :D

    ResponderEliminar

El reflejo de tu alma...